La combinación perfecta

Hoy domingo estoy en mi habitación, viendo la tele, calentita, en pijama ( que por cierto no me lo he quitado en todo el día )y…como no una manta cubriéndome.

Y la verdad es que cuando hay una manta al lado tuya la cosa y el momento cambia. Puedes tener el pijama puesto tumbada en la cama y viendo la tele pero si no hay una manta… es que te falta algo. Nosotros mismos notamos cierta inseguridad cuando no tenemos ese complemento.

Es increible la protección que sentimos cuando llevamos este accesorio, puede estar dilubiando o incluso haber un tiroteo que si nos cubrimos bien con la “mantita” parece que nos sentimos como si llevaramos un antibalas. Además es un antitérmico impresionante.

Pero además de la manta otro complemento indispensable para esos días de domingo en los que no tienes nada pensado, es la almohada.

La almohada junto con la manta forman la unión perfecta, se equilibran y complementan y cuando se juntan no hay quien te separe de ellas. Pero sin embargo esa es la peor parte, levantarte del sofá o de donde estés para ponerte ha hacer tus cosas.

De verdad me es imposible romper con ese estado de relax y volver a la rutina, dejar a mi mantita y almohada para volver otra vez a la rutina.

Pero tan solo hay una cosa en esta vida que supera a las mencionadas en este post y es… Llegar derrotada a casa ponerte el pijama y meterte en la cama…

20120520-192625.jpg

Anuncios

4 pensamientos en “La combinación perfecta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s